Anuncios

Navegando por
Etiqueta: borracho

Anuncios

Una empujadita

Una empujadita

Share

A las 3.00 a .m., suena el timbre, abre la puerta el dueño de casa y se encuentra con un completo desconocido y borracho diciéndole:
Señor, por favor, me haría el favor de empujarme un poco, que…
El señor le interrumpe indignado:

una_empujadita-¡Pero como se atreve a tocar a mi puerta a las 3 a.m.!
Yo a usted ni lo conozco y en tres horas me tengo que levantar para irme a trabajar. ¡Deje de molestarme y váyase de mi casa!

El borracho se disculpa y se va obediente y cabizbajo.
El dueño regresa a su cuarto, muy molesto; se queda insomne y empieza a sentir un poco de remordimiento de conciencia y piensa:

Leer más Leer más

En el infierno

En el infierno

Share

Se van al infierno un mujeriego, un borracho y un fumador. Al llegar son recibidos por el diablo.

Entonces el diablo les dice: No se preocupen muchachos, aquí en el infierno todo es felicidad, vida y miren para que vean que aquí todo es felicidad. A ti mujeriego te voy a dar un dormitorio lleno de hermosas mujeres; a ti borracho te doy un dormitorio lleno de cajas de cerveza, y a ti fumador te doy una tonelada de cajetillas de cigarrillos y yo regreso dentro de 10 años a ver como se encuentran. Se cumplieron los 10 años y el diablo regresa como había prometido, entonces abre la puerta del dormitorio del mujeriego y lo encuentra feliz y el mujeriego le dice diablo:

Dame más mujeres que estas ya me han aburrido.

Y le da más mujeres, luego va a ver al borracho y lo encuentra con las 2000 cajas de cervezas vacías con una botella en mano, entonces el borracho le dice:

Diablo mándame más cervezas que me han quedado cortas.

Y el diablo le da más cerveza, luego va a ver al fumador y lo encuentra muy molesto y el diablo le pregunta:

¿Qué pasa, te veo molesto? ¿Por qué si te he dado una tonelada de cigarrillos?

Entonces, responde el fumador:

Sí, pero te olvidaste de darme los fósforos.
(Gracias Mayquel)

Leer más Leer más

Un borracho

Un borracho

Share

Un borracho está orinando en la calle y pasa una señora y dice:

– Qué horror, qué bestia, qué monstruo… y el borracho le contesta:

– Pase tranquila… que lo tengo agarrado por el cuello…

(Gracias Picche)

Anuncios