Los gases de la viejita

Share

Una viejita visita al doctor:
– “Doctor, tengo un problema con los gases, pero realmente esto no me molesta mucho. Mis flatulencias nunca huelen y son siempre silenciosas. De hecho, me he tirado como veinte por lo menos desde que estoy aquí en su oficina y usted no se ha dado cuenta de mis gases porque no huelen y son silenciosos.”
– “Entiendo, tome estas píldoras y regrese a verme la semana que viene.”
A la semana siguiente, la ancianita regresa y dice:

– “Doctor, no sé qué me dio, pero ahora mis gases, aunque silenciosos, huelen terrible, apestan.”
– “¡Que bien! Ahora que hemos curado su sinusitis, vamos a trabajar sobre su sordera.”
(Gracias Barni)

Anuncios



Esta entrada fue publicada en Médicos, Viejitos y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *